viernes, abril 03, 2015

Dos cuadros de diferente técnica y formato pero del mismo motivo

Cuadro en acuarela de San Sebastián
Hoy voy a comentar un par de cuadros que he realizado en los últimos meses y que a pesar de que el motivo principal sea el mismo, la técnica utilizada es diferente y por lo tanto hay muchas diferencias entre sí. Comenzando por la pincelada la acuarela al ser una pintura al agua posee una pincelada mucho más ligera y sin pasta a diferencia del óleo que es mucho más consistente, el resultado en este punto ya es muy distinto por lo que el estilo del cuadro será diferente, esto no quita importancia ni a al acuarela ni al óleo ya que son técnicas distintas y de diferente modo se deben tratar sin compararlas. 

El hecho de que las ponga juntas aquí es para que se pueda apreciar la diferencia y el resultado final al igual que el tamaño que en el caso de la acuarela es mucho más cuadrado y en el del oleo más apaisado.

Cuadro al óleo de San Sebastián
En cuanto al resultado global de cada cuadro las diferencias son evidentes tal y como se aprecian en las imágenes que adjunto. Como digo no son comparables únicamente las he unido aquí para que se vean las diferencias pero no sirve de nada comparar  un cuadro con otro sino más bien verlos de un modo separado para apreciar el detalle color y composición de cada cuadro pero a veces ocurre que de un óleo sale una acuarela más adelante y viceversa lo cual no deja de ser interesante para cualquier artista realizar el mismo motivo con diferente técnica para ver qué ocurre.

lunes, marzo 16, 2015

La primavera de Van Gogh


En esta época del año queda poco para que estrenemos la primavera. La naturaleza cambia de color y todo el paisaje se transforma creando una explosión de color en todas partes.
Tal y como Cézanne decía hay que tomar como referencia a la naturaleza pero no copiarla, únicamente tomarla como modelo para aportar nuestra visión de la misma sobre el lienzo.


Hoy presento aquí una serie de cuadros de Van Gogh que tienen como referencia a la primavera y los colores de esta estación. Van Gogh pasó por diferentes etapas en su pintura a lo largo de su vida y en este caso me he ubicado en una etapa con un estilo algo impresionista con pinceladas cortas y en el que el color de los primeros brotes de flores en los árboles aparecen.



Es muy interesante la pintura de Van Gogh de este época, cómo utiliza el color y las composiciones que realiza. Se intuye quizás el consejo de Camille Pissarro detrás.



miércoles, febrero 25, 2015

Algunos comentarios sobre cómo empezar un cuadro y realizar una buena composición

A menudo muchas personas me preguntan sobre la técnica que empleo en mis cuadros lo cual es bastante complicado de definir o responder ya que cada artista realiza un cuadro de un modo muy diferente y utilizando reglas muy poco académicas ya que en mi opinión todo vale para conseguir el resultado que deseamos encontrar.

No obstante hay unas nociones básicas a la hora de realizar un cuadro sobre todo si se pinta del natural. A continuación añado un extracto de Camille Pissarro a Paul Cézanne en una de sus muchas cartas que dirigió al joven pintor que por aquella época se iniciaba en la pintura. Cézane a pesar de ser una persona muy independiente desde un primer momento y no querer seguir ninguna corriente si tomó el consejo de Pissarro al igual que lo hiciera Van Gogh o Monet ya que fue considerado por estos artistas como su padre y mentor en el arte de la pintura y más adelante se convertiría en el padre del impresionismo sin el cual este movimiento probablemente no sería el mismo o no hubiese tenido la misma repercusión.


"No trabaje usted pieza a pieza, emplee colores por todas partes observando atentamente la coloración, relacionándola con el entorno. Pinte pequeñas pinceladas e intente así fijar sus percepciones. El ojo no debe concentrarse en un punto concreto, sino que debe percibir todo a la vez y captar al mismo tiempo los reflejos de los colores en su entorno.

Cruce de caminos en Pontoise, Camille Pissarro


Trabaje usted conjuntamente el cielo, el agua, las ramas y la tierra, y mejórelo constantemente hasta que todo concuerde. Embadurne todo el lienzo ya desde el primer momento y trabaje hasta que no haya nada más que añadir. Fíjese exactamente en la perspectiva aérea, desde el primer plano hasta el horizonte, en el reflejo del cielo y de la vegetación. No tenga miedo de emplear abundantemente el color, vaya afinando, cada vez más el trabajo.
Paisaje de Eragny de Camille Pissarro


No haga caso de reglas y principios, sino pinte usted lo que vea y lo que sienta. Pinte con decisión y sin remilgos, pues es importante fijar la impresión primera. ¡Nada de timideces frente a la naturaleza! Uno debe tener el arrojo y correr el riesgo de equivocarse y cometer fallos. Sólo hay un maestro: la naturaleza...."

Dicho esto no puedo más que corroborar las palabras del maestro Pissarro y a toda al que le asalten las dudas ante el lienzo en blanco que visite esta entrada en este blog y vuelva a leer las palabras del artista francés.

lunes, febrero 02, 2015

Paisajes de invierno en acuarela.


Últimamente el tiempo ha cambiado algo y ha propiciado que el paisaje haya cambiado por lo que el otro día decidí salir a pintar un par de paisajes en acuarela de modo rápido. Un par de estudios del paisaje de invierno con la luz que ofrece el invierno dado que en esta estación hay una luz muy interesante.

Acuarela de un paisaje de invierno en Miraflores de la Sierra
El primer cuadro es un paisaje en el que un camino de tierra con restos de nieve lo atraviesa de lado a lado. Al fondo un cerro asoma de color azulado en la lejanía mientras que contrasta con los colores verdes tierra de los árboles. El azul del cielo incrementa la sensación de frío en un día claro.

Acuarela de Miraflores de la Sierra
El segundo cuadro está pintado en el mismo lugar y el mismo día pero girando un poco el punto de vista hacia la montaña más próxima en Miraflores de la Sierra que es el lugar en el que resido y tengo mi estudio de pintura. Se trata de una vista de La Najarra que es el inicio o fin según se mire de Cuerda Larga que es la franja montañosa que se aprecia desde Madrid en la Sierra de Guadarrama y que va desde este pico hasta el Alto de la Guarramillas o La Bola del Mundo como es conocida comúnmente por todos los madrileños.
Este tipo de acuarelas pintadas al aire libre permiten tomar mucha información en el mismo lugar de la naturaleza y de los colores y es una experiencia muy distinta a la de pintar en un estudio.

lunes, enero 12, 2015

La pintura de viajes durante el Romanticismo

Acuarela de Turner
Acuarela de J.M.W.Turner realizada en un cuaderno de bocetos que siempre
 llevaba el artista en sus viajes.
El Romanticismo es una de las épocas que se caracteriza por el abandono progresivo del estudio del artista y los viajes al exterior para capturar los distintos paisajes del entorno del artista.

La afición por los viajes a lugares entonces considerados exóticos como el norte de África, España o India hacen que se publiquen muchos libros relatando estas travesías y muchos de ellos ilustrados por artistas como Turner, Cotman o Dore durante finales del siglo XVIII y principios del XIX. Esto también influye en los artistas de la época que ven el exterior como un lugar donde poder trabajar y un medio muy utilizado para ello sería el lápiz o la acuarela por su fácil transporte.


Los dibujos y acuarelas que estos artistas muestran en sus cuadernos de viajes son realmente fascinantes para la época de la que estamos hablando, llenos de frescura y inmediatez se podía vislumbrar en ellos el futuro impresionismo que con los años llegaría a toda Europa. Es un buen medio para conocer el sistema de trabajo que solían llevar y los entresijos del proceso creativo. Pequeñas notas a lápiz, apuntes de color muy sueltos, en definitiva una parte de la obra en papel que merece la pena conocer.
No obstante también solían trabajar en óleo en pequeños formatos que son muy interesantes de igual modo.

sábado, diciembre 27, 2014

Pintar como un niño

En muchas ocasiones a lo largo de la historia del arte, muchos artistas después de muchos años de trabajo y evolución en su producción artística se preguntan o reflexionan sobre el hecho de que los niños cuando comienzan a pintar lo hacen de un modo espontáneo y instintivo, sin pensar demasiado en lo que se está haciendo de modo que se conecte directamente con una parte de nuestro cerebro o de nuestra alma, según se mire y se plasme de modo fugaz eso que llevamos en nuestro interior.

Renoir, al final de su vida en los últimos años cuando volvió a pintar desnudos y trataba de mezclar las pinceladas unas con otras de un modo muy suelto con una pintura muy diluida con poca pasta o consistencia y comentaba que toda su vida se había complicado demasiado la vida con la pintura y que había que mezclar los colores unos junto a otros pero sobre todo hacer las cosas sin pensar demasiado y actuar de un modo instintivo como pintan los niños. Quizás parezca una conclusión simple después de varios años de trabajo pero en realidad no lo es.

Picasso también dijo que comenzó pintando como Rafael y terminó haciéndolo como un niño. Precisamente el periodo al que el se refiere es también el de la última etapa cuando Picasso se consolida como una figura fundamental en el mundo de al pintura.

Otros artistas como Francis Bacon cuando le preguntaron sobre su formación y sobre si había estudiado Bellas Artes o en alguna Escuela de Arte contestó que si lo hubiera hecho tendría que haber olvidado lo aprendido para aprender de nuevo todo frente al lienzo.

Como se puede ver son artistas muy dispares unos de otros y de diferentes épocas y todos aluden al hecho de aprender algo de un modo instintivo, claro está con una base técnica por supuesto pero con esa frescura y espontaneidad que tienen los niños cuando se ponen frente a un papel con sus pinturas, algo muy sencillo en apariencia pero difícil cuando nos ponemos frente al lienzo.


miércoles, diciembre 10, 2014

Dos cuadros al oleo recientes de estilo impresionista


Cuadro al oleo de la rosaleda del Retiro
Rosaleda del Retiro, Madrid, 61x45 cms, oleo sobre lienzo
Hoy no voy a hablar sobre nada en particular, sino sobre dos cuadros al oleo que acabo de terminar de dos paisajes que aunque muy diferentes tienen un estilo impresionista muy parecido. Se trata de dos obras que acabo de terminar y que me gustaría comentar aquí ya que a pesar de ser motivos muy diferentes tienen en común la pincelada y el estilo de llevarlos a cabo.

Mi pintura se mueve en un contexto de impresionismo algo moderado con gran cantidad de pinceladas muy finas y pequeñas que componen todo el cuadro. Como digo, este tipo de cuadros lleva gran cantidad de trabajo a pesar de que muchas veces parezca que se trata de cuadros realizados con facilidad o rapidez.

Cuadro al oleo de la playa de Somo
Playa de Somo, Cantabria, 45x27 cms, oleo sobre lienzo


El siguiente cuadro al oleo no tiene nada que ver con el primero, siendo una marina de la playa de Somo en Cantabria. Se trata de una escena de mañana en la que se puede apreciar a unas personas disfrutando de una mañana en la playa bajo un cielo despejado. Al igual que en el cuadro anterior y a pesar de pintarlo con una técnica impresionista en cuanto a pincelada se refiere muy similar al anterior sin embargo hay que tener en cuenta que la técnica impresionista se basa sobre todo en capturar la esencia del momento con fluidez y rapidez.

La luz domina estos dos cuadros y como en nuestra vida la condiciona a diario, en cada estación y en nuestros recuerdos.